Re:Mind

Once chicas despiertan en una sala de aspecto medieval, sentadas alrededor de una larga mesa, con sacos cubriendo sus cabezas. Sus pies están encadenados al suelo. Es un sitio aparentemente desconocido para todas ellas, y ninguna parece recordar cómo llegaron hasta allí.

No puedo evitarlo ni quiero ocultarlo: mi corazón de novelista grita de emoción.

– Ver entrada completa –