428: Shibuya Scramble

La cantidad de videojuegos japoneses que no salen de sus fronteras, incluyendo auténticas joyas y éxitos de ventas, es mayor de lo que muchos imagináis. Juegos que, por muy aficionados que nos consideremos a este mundillo, podemos ni llegar a conocer.

En la fase de estudio de mercado, muchas compañías deciden no salir del archipiélago japonés, sabedores de que, en la mayoría de casos, supone un riesgo demasiado alto. Y es que, que nadie se ofenda, los jugadores occidentales somos mucho más simples. Parece que no podemos estar dos minutos sin pulsar botones, o nos ponemos nerviosos. ¿En qué lugar deja eso a las novelas visuales? Y lo que es más importante: ¿en qué lugar nos deja a los jugadores que tenemos gustos afines con las obras que jamás llegan a nuestro país, o lo hacen en un idioma que no manejamos con soltura?

Tuvimos que esperar diez años (desde 2008), antes de que Spike Chunsoft tuviera a bien traducir al inglés, en las nuevas versiones de PC y PlayStation 4, el que era uno de los buques insignia de Chunsoft antes de la fusión: 428: Fūsa Sareta Shibuya («428: en una Shibuya bloqueada»). Sin duda, mérito del éxito relativo (dada la nula publicidad) que están alcanzando otros de sus videojuegos más actuales.

Podría decir que Shibuya Scramble es una novela visual…, pero me estaría quedando muy corto. Tampoco puedo decir que sea una obra única en su especie, pues básicamente imita el estilo de Machi, su predecesor espiritual. Lo que sí que es, y de esto estoy convencido, es uno de los títulos que más me han sorprendido en todos mis años como videolector. Y si esa palabra no existía, ahora sí.

– Ver entrada completa –

Monument Valley

Cuando este juego salió a la venta, ganó muchísima fama en poco tiempo. Recuerdo incluso haberlo visto en la serie House of Cards…, lo que no hizo más que ampliar su fama.

Podría dedicar muchas líneas a hablar sobre las opiniones de los demás, pero no creo que eso os interese, así que voy a limitarme a daros la mía, sin rodeos: como videojuego, Monument Valley es una auténtica BASURA.

Aunque… ¿realmente debe ser analizado exclusivamente como tal?

– Ver entrada completa –

Cat Quest

Desde que probé la demo de Cat Quest, supe que acabaría comprándolo. Y no lo digo necesariamente como halago, sino en defensa de la importancia de las demos.

Sé que no es el juego más atractivo de un primer vistazo, así que, a modo de adelanto, os diré que se trata de un Action RPG tan divertido como barato. ¡Dadle una oportunidad!

– Ver entrada completa –

The Witness

Todo comienza en un pasillo. A un lado, una negrura infinita que nos impide avanzar. Al otro, una puerta cerrada. Sobre ella hay un panel con dos puntos; al unirlos, la puerta se abre. Más adelante, un nuevo panel nos conduce hasta un colorido jardín. Para salir, tenemos que manipular otros cuantos paneles, cada uno ligeramente más complicado que el anterior, pero todos basados en la misma premisa: unir dos puntos.

Una vez en el exterior de aquel jardín, tenemos libertad para movernos libremente por el mapa. Y es entonces cuando encontramos un panel diferente a los anteriores: éste, sin abandonar el estilo de puntos, muestra varios símbolos extraños. ¿Cómo podemos resolver un puzle cuyas reglas desconocemos?

El error, como no tardamos en comprender, es creer que los puzles son los paneles. Pues, en realidad, el puzle es el lugar en el que estamos.

– Ver entrada completa –

Análisis: Hatoful Boyfriend

Una tarde de domingo, te reúnes con tu grupo de amigos en la terraza de un bar. Pedís bebida, habláis de vuestras cosas, debatís sobre política… y, cuando la discusión alcanza un punto bastante serio, uno de tus colegas, el más borderline, cuenta un chiste sin venir a cuento.
El chiste ni siquiera es bueno; más bien es bastante malo. Sin embargo, todos reís. Algunos, por inesperado. Otros, porque se ríen con cualquier cosa.
Vuestro amigo borderline se viene arriba, cuenta el chiste cuatro veces seguidas más, y después lo intenta complementar con una historia que termina siendo seria, desviándose totalmente del objetivo principal de un chiste, que es hacer gracia, y volviéndose cansino.

Ése es el análisis más exacto que veréis nunca de Hatoful Boyfriend. Lo de después es relleno.

– Ver entrada completa –

Análisis: Game of Thrones: A Telltale Games Series

Se me hace un poco complicado analizar este juego, teniendo tan reciente a su hermano mayor (casi mellizo), Tales from the Borderlands. Es difícil porque no me gusta tener que copiar el texto, pero es que con los videojuegos de Telltale esto no resulta sencillo…

Como es obvio, la historia de Game of Thrones: A Telltale Games Series (nombre larguito y horrible que preferiblemente acortaré como GoT) nada tiene que ver con los demás juegos de esta compañía. Y es en eso en lo que voy a centrar el análisis, porque el resto… creo que ya lo conocéis.

– Ver entrada completa –

Análisis: Thimbleweed Park

Tras muchos años viviendo en la mediocridad creativa, Ron Gilbert, en un acto de nostalgia y sensatez, ha decidido dar un paso (tecnológico) atrás, creando un videojuego que recuerda, por motivos evidentes, a los inigualables The Secret of Monkey Island y LeChuck’s Revenge, así como a su predecesor, Maniac Mansion.

No es que espere encontrar algo igual, pero tendría que ser muy idiota, como fan de las aventuras gráficas en general y de MI en particular, para no dar una nueva oportunidad a su sucesor espiritual.

– Ver entrada completa –

Análisis: Final Fantasy All The Bravest

FFAllTheBravest1

«This is the Final Fantasy game I’ve been waiting for since FFX. Great graphics, music from previous FF titles that make you nostalgic to the good ole days. Innovative tap gameplay and the first game in the series where you can send out a whole platoon to fight enemies! Only 4 bucks so this is definetly a must buy for every FF fan! Forget FFvsXIII, this is the real deal. 10/10»

– Usuario TurkishCritic, en la web de Metacritic.

– Ver entrada completa –