Información y libertad

InformacionLibertad01

A todos nos gusta mucho la palabra “libertad”. Es perfecta. Significa que podemos decir lo que queramos, cuando queramos, y defendernos en ella si a alguien se le ocurre quejarse de nuestras opiniones.

Otra cosa es cuando son otros, que opinan muy distinto a nosotros, los que quieren hacer uso de la libertad. Ahí está bien insultar. La única gente inteligente es la que piensa como yo, en absolutamente todos los ámbitos de la vida. Pero no voy a entrar en ese tema. Sólo quería mencionarlo.

(Os aviso de que voy a mezclar varios temas sin mucho orden xD)

La gente no deja de quejarse, con sus “problemas del primer mundo”. Y no me parece mal. La disconformidad lleva a mejorar la calidad de vida. Si todos nuestros antepasados hubieran estado contentísimos viviendo en cuevas, sin electricidad, agua caliente, e incluso sin propiedad privada, ahora yo no podría estar escribiendo estas líneas desde el ordenador de mi habitación. Porque ni yo tendría una habitación, ni existirían los ordenadores.

Hay cosas que mejoraron hace cientos de años, pero hay otras que permanecieron inalteradas hasta hace MUY poquito. Y hay ciertos círculos que preferirían que nada hubiera cambiado. Dos ejemplos claros son la política y la religión. Cuanto menos visibles sean las cuentas, más mano pueden meter a las arcas.

Sobre la religión hay mucho más que hablar. No es sólo ocultar unos documentos, o unas acciones puntuales, sino que están viendo cómo mucha gente, hasta hace poco totalmente ignorante, gracias a la información rápida que ofrece internet, empiezan a despertar.

El caso del que quiero hablar es el de esas sectas, pertenecientes a la religión que sea (o a ninguna, no me importa), cuyos vídeos casi todos habremos visto… Esos vídeos en los que avisan del peligro de la tecnología, del peligro de los videojuegos, de lo mal que le vamos a caer al hermano del cielo si dejamos que nuestros hijos caigan en las tentaciones videojueguiles de Satán (el padre de Videl no, el otro, con menos pelo y la piel quemada). Es a ese tipo de gente a la que no le ha hecho ningún bien el avance de la tecnología. El poder acceder a tanta información, nos vuelve personas peligrosas para su negocio. Y es por eso mismo que nos tratan de convencer de que no nos acerquemos.

Del mismo modo que se oponen a los videojuegos, se opondrán a muchos ejemplos de cine y literatura. A todo lo que no les conviene. Leer nos puede dar curiosidad por algunas cosas, que nos pueden hacer aprender. La información, en este caso, como ya digo, es su mayor enemiga. Con lo bien que vivirían en un mundo incomunicado, pudiendo engañar a todo el tonto que se dejase embaucar. ¿Y quién te dice que no fuéramos nosotros mismos, en otras condiciones, los estafados?

Lo que me estoy encontrando mucho últimamente, es un caso totalmente opuesto. Gente que, pese a disponer de acceso a casi toda la información del mundo, sigue siendo ignorante.

No hay más que darse un paseo por Twitter y Facebook. Uno puede poner una noticia totalmente falsa, que eso no evita que le puedan llover los likes, retuits y demás. Si alguien que conocemos (hablo en primera persona por empatía, pero no me incluyo) pone algo en internet, automáticamente lo damos como cierto. Veo cómo en algunos círculos se dedican a insultar a gente por palabras que nunca dijeron. Y el tiempo que he tardado en comprobar la falsedad de la noticia ha sido de menos de diez-veinte segundos.
Disponemos de todos los medios necesarios para contrastar noticias, y pasamos olímpicamente de ello… ¡siempre y cuando nos convenga creer que es cierto! Porque si alguien se mete con algo que nos gusta, seguramente seamos los primeros en contrastarlo para tratar de desmentirlo.

Y esto no pasa sólo a nivel usuario. Muchos medios, que van de serios, se caen con todo el equipo al poner noticias totalmente falsas, contrastadas únicamente con otros medios. Vamos: sin contrastar. Es como si digo que algo es cierto porque me lo ha dicho el panadero de debajo de mi casa.

Tenemos la suerte de vivir en una época espectacular. Tenemos en nuestra mano que dejen de engañarnos (nunca al 100%, obviamente, aunque bastante aproximado). Pero parece que está costando hacerse a ello. Es mucho más fácil creernos todo lo que leemos de primeras (y queramos creer, insisto), que dedicar unos minutos a buscar la verdad.

Con razón mucha gente escucha a esos oradores, echando pestes sobre los videojuegos, sin alzar ni una sola voz en contra.

No manipula el que quiere, sino el que puede.

No manipula el que quiere, sino el que puede.

Con la libertad pasa lo de siempre: nos creemos que no tiene límites. Libertad significa que puedo hacer lo que quiero, sin preocuparme de las consecuencias. Pues no. La libertad exige algo de responsabilidad.

Ojo, que no estoy justificando las posibles represalias (del tipo: no me gusta lo que dices, te pego-insulto-mato-obligo a jugar a FFXIII). Pero sí hay que aceptar una pérdida de credibilidad.

Siguiendo con el ejemplo de antes: ¿por qué me iba a volver a creer otra noticia de un medio que alguna vez ha mentido? ¿Cómo se puede confiar en el buen hacer de los informativos que te dicen que un chaval mató a otro porque Grand Theft Auto le comió la cabeza? Que hemos tenido años en los que daba pudor decir que jugabas a videojuegos del género RPG, porque tenía un halo de peligrosidad que pa’ qué.

Y entrando en nuestro mundillo, el de los blogs de videojuegos, te encuentras con que la libertad de expresión lleva a algunos a decir auténticas barbaridades. Cosas como un ejemplo que, creo, ya os he contado antes: cuando tuve que aguantar que dijeran que Ocarina of Time no fue un juego importante para la industria (y los posteriores insultos que recibí por echarme las manos a la cabeza ante esa afirmación). Está claro, ya habréis imaginado, que eso lo escribieron niñatos (sin ofensa, me quedo con la definición propia de la palabra). Y, como ese ejemplo, muchos más. De hecho, los podéis ver a diario si entráis a webs de videojuegos. Una barbaridad tras otra, en forma de notas elevadísimas para juegos de lo más normal.

Entonces, retomando el primer punto, habrá quien diga: ¿te parece mal porque opinan distinto a ti? Bueno, dentro de mi entendimiento hay certezas y opiniones. Las opiniones se pueden rebatir (aunque suelo ver mucha carencia de argumentos), y las certezas no. Por ejemplo, como cuando un lector me dijo que la banda sonora de Final Fantasy VII era muy mala… y estaba mal hecha. Ahí se cruza la línea entre opinión (algo no me gusta: respetable) y mal uso de la libertad de expresión (como puedo decir lo que quiera, lo haré aunque no tenga ni idea de lo que hablo). Otro gran ejemplo, con el mismo juego, es la diferencia que alguna vez he hecho entre la gente que dice que no le gusta FF7 (ok), y la que dice que está sobrevalorado (…). Creo que muchos no entienden la diferencia. En un caso están hablando de sus propios cerebros, y en el otro están negando la opinión de miles de personas. En parte, los están llamando mentirosos o ignorantes.

El tema de lo que es una “certeza” ya daría para otra entrada. Porque la “realidad” no es igual para todos. Pero bueno, para eso tenemos tanta información disponible, ¿no? Para poder leer, poder aprender, poder mejorar. Siempre sabiendo que hay quien utiliza todo esto para mentir. Y si alguien intenta, en algún momento de vuestras vidas, convenceros de alejaros de estas fuentes (o haceros sentir mal por ello), escuchadle atentamente, pues esa persona os habrá hecho un gran favor, indicándoos dónde se encuentra vuestro principal enemigo. Me refiero a él mismo, claro.

13 comments to Información y libertad

  • Gold-St

    Hombre, no puedes ir por la vida pidiendo a la gente que se comporte con un mínimo de coherencia y (mucho menos) responsabilidad con sus propias palabras.

    Por otro lado, tampoco somos libres en su totalidad de opinar lo que queramos, pues siempre estamos condicionados por un “algo”, llámese ego, llámese sociedad, llámese religión: Digo que Zelda es una mierda porque 1.- es chupi-guay no ser nintendero, ó 2.- Si digo que igual no es tan malo, mis coleguis chupi-guays-no-nintenderos me van a mirar mal; ó 3.- soy Sonyer-Boxer-Pcero y todo lo demás es monte y gallinas.

    Por supuesto, cuando digo “Zelda” puedo decir cualquier cosa, desde “FF7” hasta “partido político de la preferencia del vecino”.

    Por otro lado, la gente que a la que no le gusta FF7 es la que está sobrevalorada.

    • Que estés mentalmente condicionado creo que no te hace dejar de ser libre. Eres tú el que, dentro de tu libertad, te has dejado condicionar. ¿No dices algo por temor a quedar mal ante los ojos de X o Y? No es falta de libertad, sino de personalidad.

      Como digo, tenemos demasiada información a nuestro alcance como para culpar a otros de crear nuestros pensamientos.

      Obviamente, excluyo de esto último a niños pequeños, o a gente que vive forzosamente alejada de la información y/o amenazada de muerte (por ejemplo, ser homosexual o ateo en muchos países, o ver productos estadounidenses en Corea del Norte).

  • Gold-St

    @Chris Pero es que es -relativamente- más de lo mismo. Si estoy condicionado (autocondicionado) no soy libre. Y, si debo valerme de la información a mi alcance, tampoco soy libre, soy esclavo de esa información de la que dependo.

    Hay casos de casos. Gente que aceptan practicar una religión porque, aun siendo mayores, tienen la amenaza velada de que si no practicas la religión de tu familia te quedas sólo. Lo digo con conocimiento de causa, con varias amistades en esa situación.

    Al final, podemos ser libres para decidir algunas cosas, las que señalas en el artículo. Pero libre, libre… me da a mi que jamás seremos verdaderamente libres, siempre seremos esclavos de algo.

  • Xelux

    No solo hay opiniones y certezas, y las opiniones no se pueden tomar a la ligera, no al menos en todos los ambitos de la vida.

    Has mencionado la politica y la religion, y lo has “mezclado” con los videojuegos, lo cual no esta mal, pero no es correcto.

    Yo puedo opinar que el zelda de turno es pura bazofia y llamar tontos a todos aquellos que lo jueguen, y esa opinion no va a afectar en nada a nadie nunca.

    No obstante, yo puedo tener una opinion de un politico, contraria a la tuya, y en este caso SI te afecta… Yo voy a las urnas con mi opinion y gracias a ella (una parte obviamente) puedo hacer que te sigan robando, aplicando leyes que te afecten directamente, etc.
    Con la religion, por desgracia es igual…

    Lo que quiero decir, es que mezclar videojuegos con otros ambitos esta bien mientras pertenezcan a la misma familia (por ejemplo ocio), pero en el caso que nos ocupa no veo en que punto es importante recalcar la necesidad de busqueda de información ante un videojuego.

    En otras palabras, los videojuegos y la religion/politica estan a otro nivel de importancia social

    • Según tu teoría, yo puedo empezar a decir a todo el mundo que me debes dinero (o cualquier cosa más grave, siendo mentira), y eso estaría bien, porque no afecta a nadie más.
      Que una cosa esté muy mal, no quita que otras, por ser menos trascendentales, también lo estén…

      Estoy de acuerdo en que normalmente no tiene mucho sentido mezclar religión y videojuegos. Pero eso explícaselo al del vídeo, no a mí xD.
      En el caso contrario (que nada tiene que ver con el tema, porque entramos en la ficción), también nos encontramos con muchos videojuegos que hablan de política o religión. Pero bueno, supongo que no vas por ahí con lo de mezclar. Lo digo porque a lo mejor es un poco hipócrita pedir respeto de la religión a los videojuegos, cuando en éstos nos encontramos críticas bastante fuertes hacia la religión (y eso les duele). La diferencia es que unos informan, y los otros pretenden censurar…

  • Buah, muy cierto el artículo. En cuanto a la gente que aun teniendo acceso a internet es ignorante, no se si me dan pena o rabia. Respecto a lo de las noticias falsas en Facebook, intento tener un lista de amigos bastante limpia (nada de invitaciones de juegos, sólo gente que sube sus fotos o cosas interesantes) pero siempre hay algo que se cuela. Los últimos dos casos: un amigo que compartió una noticia de un sitio en el que todas las noticias eran mentira (a propósto, en tono de queja) y ni se dió cuenta. Otro amigo que compartió una noticia sobre Pablo Iglesias (a mi no me cae bien este tío) que decía que había que cerrar universidades. Seguí el enlace (elmundo.es) y eso era lo que ponía el titular. Pero en la noticia ponían la frase completa, en contexto, y en el vídeo directamente Pablo decía algo casi distinto. De paso en ese mismo periódico tenían otro titular en el que aseguraban que Pablo estaba a favor de ETA y otra vez lo mismo, cogido con pinzas fuera de contexto.
    Y así podría seguir… titulares como “la iglesia dice que la homoxesualidad es tal” cuando en la noticia pone que lo dijo alguien de una pequeña igleasia de una religión menor en Perú.

    En cuando a lo de libertad, lo primero que pensé a leer tu titular es que yo no soy libre a la hora de escribir en Facebook (por poner un ejemplo). Cada vez que veo un post que es mentira o cosas así, podría comentar y decir que eso es mentira o cuando veo una foto y se me ocurre algún sarcasmo, comentarlo también… Pero me tengo que cortar… Tú dices que aun siendo libre, no hay que ofender a los demás, pero no sé si será del todo cierto. Yo me siento cohibido a veces y eso no me parece libertad del todo…

    Menudo tostón, termino con un xD

    • A ese fenómeno yo le llamo “periodismo de titulares”. Los “lectores de titulares” son esas personas que, como dice el nombre y has explicado bien tú, leen el titular de una noticia, y ya con eso forman toda su opinión de la misma (y de los implicados). Esto ya está mal, pero el problema se multiplica si tenemos en cuenta el amarillismo de la prensa, las ganas de crear polémica… e incluso su falta de entendimiento en algunos casos.

      Aunque la mayoría de las veces yo tampoco entro al debate, no te voy a negar que más de una vez he sido incapaz de aguantarme, y he tratado de poner fin a insultos inmerecidos causados por estos lectores de titulares, y eso que a algunos ni los conocía (amigos de amigos de amigos), e incluso he defendido a gente con la que no comparto ideas (porque una cosa es rebatir sus ideas, y otra insultar por falsedades).

      Por cierto, no recuerdo, en ninguno de los casos en los que demostré que estaban debatiendo sobre mentiras, que alguien rectificara o pidiera disculpas. Ya digo: muchos prefieren quedarse con la mentira.

      (De tostón nada, me ha parecido un mensaje muy interesante xD)

  • Nicolas Flamel

    @Xelux: “Yo puedo opinar que el zelda de turno es pura bazofia y llamar tontos a todos aquellos que lo jueguen, y esa opinion no va a afectar en nada a nadie nunca.”
    De hecho, si dijeras realmente algo como eso (en especifico la parte de la “ofensa”), algunas personas particularmente sensibles o susceptibles SI que podrían sentirse o verse afectadas incluso por algo tan intrascendente como una simple opinion (ya sea hablada o escrita/documentada en cualquier formato) e incluso hasta a ti te podría afectar, pues existen conceptos legales como daño moral o sicológico, calumnias, injurias, difamaciones, etc. en muchas (posiblemente la mayoría, sino es que todas) de las legislaciones, y hasta a un proceso legal te podrías enfrentar (y no, NO exagero, hay personas que por mucho menos se sienten atacadas y no dudan en, al menos, intentar acusar legalmente a la persona que los “atacó”, en especial apoyados en la ambigüedad legal de estos conceptos).

    @Chris H.: “La disconformidad lleva a mejorar la calidad de vida. Si todos nuestros antepasados hubieran estado contentísimos viviendo en cuevas, sin electricidad, agua caliente, e incluso sin propiedad privada, ahora yo no podría estar escribiendo estas líneas desde el ordenador de mi habitación.”

    No estoy de acuerdo con esto, casi puedo asegurar que te equivocas (a menos que estiremos demasiado el concepto de “disconformidad” y/o algunos de los que escribiré a continuación, solo así podría ser parcialmente correcta esa frase); los factores que han causado la mejora en la calidad de vida en la forma que mencionas siempre han sido varios, principalmente la necesidad, la capacidad, la curiosidad que también mencionas en otro párrafo, etc, pero directamente la disconformidad no lo creo, al menos no en la mayoría de los casos y/o de manera importante.

    “Gente que, pese a disponer de acceso a casi toda la información del mundo, sigue siendo ignorante………….Tenemos la suerte de vivir en una época espectacular. Tenemos en nuestra mano que dejen de engañarnos (nunca al 100%, obviamente, aunque bastante aproximado). Pero parece que está costando hacerse a ello. Es mucho más fácil creernos todo lo que leemos de primeras (y queramos creer, insisto), que dedicar unos minutos a buscar la verdad.
    Seguro lo sabes bien (ya que, de hecho, indirectamente lo mencionas en esta entrada) pero, totalmente diferente al ejemplo que mencionas de comprobar algo en menos de 1 minuto, quizá no en la mayoría pero si en muchas ocasiones necesitas no solo mucho tiempo, sino incluso conocimientos adicionales e incluso con estos a veces seria imposible o muy difícil determinar si una información es o no correcta (por encontrar información contradictoria, insuficiente y/o difícil de interpretar, incluso en fuentes fiables), y no me refiero precisamente a ejemplos “triviales” como el que mencionas (que en casos así coincido en que es bastante fácil hoy en día verificar la información); desde este punto de vista, a veces no es tan fácil dejar de ser ignorante a pesar de tener un océano de información disponible, o como dices tu: “cuesta” hacerse a ello.
    Un profesor decía que nosotros (sus estudiantes) éramos como terroristas (en el sentido de que ellos aceptan sin mas sus creencias religiosas e incluso las llevan al extremo de usarlas como justificación para cometer asesinatos y demás actos de crueldad) cuando, por ejemplo, nos enseñaba que todas las cosas están formadas por algo infinitesimalmente pequeño que llamamos “átomos” y estos a su vez por otras partículas todavía mas pequeñas y nosotros lo aceptamos tal cual, con poca o nula “oposición”, a pesar de ser en parte un concepto anti-intuitivo o imposible de comprobar fácilmente con nuestros propios medios; obviamente si leemos y estudiamos lo suficiente (que no sería poco precisamente), veremos que hay razonamientos y evidencias de peso sino para afirmar, si al menos para decir con cierto alto grado de confianza, en este caso, que todas las cosas están formadas por átomos y estos a su vez por otras partículas; el punto al que voy es que por razones practicas no es viable poner en duda y/o querer comprobar con absoluta certeza todo la información que recibamos diariamente, y tampoco es que sea necesario el querer complicarnos la vida de ese modo, de hecho, la “solución”, no absoluta pero que si ayudaría bastante a combatir este problema, es muy fácil (al menos en el papel, que llevarlo a la practica en el mundo real no lo es tanto, como en la historia de los ratones que le querían poner un cascabel al gato) y recae en aprender a utilizar de manera eficiente 2 “herramientas” que todos tenemos: el llamado sentido común, para mínimo poner en duda cualquier “barbaridad” que escuchemos, y una buena capacidad de criterio, para que cuando el sentido común no sea suficiente, sepamos al menos analizar la información disponible de la manera mas objetiva posible o reconocer cuando sencillamente es insuficiente para que nos formemos cualquier tipo de opinion valida.

    “Y entrando en nuestro mundillo, el de los blogs de videojuegos, te encuentras con que la libertad de expresión lleva a algunos a decir auténticas barbaridades……………….Ahí se cruza la línea entre opinión (algo no me gusta: respetable) y mal uso de la libertad de expresión (como puedo decir lo que quiera, lo haré aunque no tenga ni idea de lo que hablo).”
    Igual y malinterpreto la primera frase, pero en mi opinion, la libertad de expresión NO es la que “lleva” a algunos a decir barbaridades, no siempre al menos; la libertad de expresión la usan como justificación para dar “validez moral” a lo que escriben, pero no es el motivo como tal nuevamente razones seguro hay varias, aunque a principal seria el querer usar una “mentalidad de negocio” para mantener o aumentar el numero de lectores o usuarios del blog, pagina web, servicio, etc, es decir, si un producto, noticia o incluso un blog entero no es lo suficientemente llamativo per se, lo manipularan de modo que la sea, como poniendo un titular exagerado y sensacionalista (como comentó Hache_raw), dando una opinion contraria a la “popular” para generar discusión y diferenciarte de los demás, o incluso aprovechar simplemente la moda o popularidad de algún tema para colgarse de la misma aunque no tengan ni puta idea del mismo (ojo con esto ultimo, que si uno se informa lo suficiente puede dar una opinion o hacer algo perfectamente valido, incluso mejor que lo existente, aunque no sea su “especialidad”, por ejemplo en videojuegos, cuando Sony entró exitosamente en el negocio de las consolas portátiles con su (o sus 2 primeros modelos) PSP, contrario al fracaso entonces reciente de Nokia y su (o sus 2) N-Gage).

    Por ultimo, la “aclaración” final (“El tema de lo que es una “certeza” ya daría para otra entrada. Porque la “realidad” no es igual para todos.”) me parece de especial importancia no olvidarla y si que daría para mucho debate, si de por si considerando solo factores “externos” ya hay problemas, considerando factores “internos” se puede desatar la 3ra Guerra Mundial, xD!!! :O

    • Eso que llamas “necesidad” no viene a ser muy distinto de lo que yo llamo “disconformidad”, pero como concepto me parece menos acertado. ¿Los seres humanos necesitaban casas con electricidad para vivir? No. De ser así, el primer humano se habría muerto por no tenerla, y fin de la evolución.

      Traemos este mismo ejemplo a la actualidad: ¿morirías si en tu casa no hay electricidad un día (o semana o mes)? Pues no tiene por qué. En cambio, tu vida no sería tan buena como lo es con ella, así que, ¿por qué conformarse con lo que tenemos en vez de seguir mejorando?

      Lo llevamos ahora al mundo de los videojuegos: estamos en 1990. Hey, acaba de salir Monkey Island, mira qué gráficos más graciosos. ¿Nos conformamos con ellos o seguimos intentando avanzar? ¿Lo hemos hecho por necesidad? Claro que no. De hecho, ni los videojuegos en general son necesarios para vivir.

      Otra cosa serían campos como la medicina, claro xD.

      ————————–

      Claro que hace falta sentido común. Pero es que la gente no se divide en “gente con sentido común” y “gente sin sentido común” según nacen, donde los primeros pueden entender la información que les llega, y los segundos no. Más bien veo a casi todo el mundo partiendo del mismo punto, y, aunque está claro que no todos somos iguales, unos desarrollando más que otros el sentido común, en base a la educación, o los factores que creas convenientes.

      ————————–

      No he dicho que la libertad de expresión sea el único motivo que les lleva a decir barbaridades. Pero sí es un motivo excluyente. Sin libertad de expresión, no podrían decir lo que quisieran.

      ————————–

      Todos los conflictos ideológicos se pueden evitar con educación, así que esperemos que no llegue nunca esa Tercera Guerra… o, al menos, que no tengamos que vivirla nosotros xD.

  • Weimar

    Es curioso, parece que está en nuestra naturaleza lo de creernos las cosas sin contrastarlas. Lo hacemos todos, en mayor o menor medida. Tenemos tendencia a prejuzgar, criticar cosas sin saber… En general, cuanto más desconoces sobre un tema, más probable es que te quedes solamente “con los titulares”. Muchas veces porque nos conviene así.

    Eso puede explicar todo el fanboyismo que hay en las webs de videojuegos: si, por ejemplo, soy un adolescente y sólo me puedo permitir tener 1 consola y unos pocos juegos, me auto-convenzo de que los de la competencia son una mierda, porque de todas formas no los voy a poder jugar. Luego entro a foros y le digo al mundo que X es una mierda, me reafirmo y me quedo tan contento.

    Se ve mucho sinsentido porque es lo fácil. Informarse y argumentar cuesta un poco más… y a veces no interesa.

    • Tanto es así eso que dices, que incluso he visto a videojugadores opinar sobre títulos que aún no han salido a la venta, como en los minianálisis de Meristation, donde hasta tienen la osadía de poner nota.

      Y tan felices.

      Pero bueno, lo de la guerra de consolas daría para otro artículo nada agradable… xD

  • Lazaro Oscuro

    @Weimar: Si, aunque supongo que el rollo ese de la disonancia cognitiva también tiene algo que ver (maldita disonancia cognitiva).

    @Chris H.: “Pero bueno, lo de la guerra de consolas daría para otro artículo nada agradable…”. Oh. Yeah.

  • Jaitor

    He tenido que cortar en el mensaje de Flamel porque sino no estudio jajaja

    Lo que hace falta es educar para tener criterio, sin esa capacidad de selección de ideales y gustos, que nos permiten ser dueños de nuestras decisiones, no somos mas otro grano de arena que se deja arrastras por el aire. Y es una pena, porque la mayoría de la gente ni tan siquiera es consciente de que no han elegido sus opiniones, las han aprendido.

¡Sé buena persona y comenta!

Cómo poner etiquetas HTML, spoilers y emoticonos

(Cambiar solamente el texto en mayúsculas)
<b>NEGRITA</b> <i>CURSIVA</i> <s>TACHADA</s>
<a href="ENLACE" target="_blank">TEXTO ENLAZADO</a>
<img src="ENLACE IMAGEN">
[spoiler]SPOILER SIMPLE[/spoiler]
[spoiler intro="TITULO"]SPOILER PERSONALIZADO[/spoiler]
Para mostrar un icono, pon el código que le sigue (":1:", ":2:", etc.)

:1: :2: :3: :4: :5: :6: :7: :8: :9:
:10: :11: :12: :13: :14: :15: :16: :17: :18:
:19: :20: :21: :22: :23: :24: :25: :26: :27:
:28: :29: :30: :31: :32: